Blog de cámaras réflex y fotografía

¿Qué son las cámaras réflex?

Una cámara réflex no es más que una cámara de fotos con objetivos intercambiables y espejo. ¿Qué es todo esto? La luz entra por el objetivo de la cámara, lo recorre y choca en el espejo que está en el cuerpo de la máquina. Este espejo rebota la luz al visor por donde miras antes de hacer una fotografía. Cuando haces clic para disparar, el espejo se levanta y la luz va directamente al sensor de la cámara que es el encargado de captar esa luz y generar la imagen final.

Esta característica y el poder cambiar los objetivos es lo que les convierte en cámaras réflex.


Existen otras cámaras que también permiten el cambio de objetivos como las cámaras EVIL, la diferencia es que estas no cuentan con espejo, si no que la luz entra directamente hasta el sensor y la imagen que vemos a través del visor es generada por la propia cámara. 

Estas a diferencia de las cámaras réflex no sufren la vibración que hay cuando hacemos una foto por el levantamiento del espejo.

A día de hoy la mayoría de profesionales siguen trabajando con cámaras réflex, con cámaras con espejo, pero en un futuro no muy lejano las cámaras empezarán a utilizar todas el sistema de cuerpo sin espejo.

La calidad de las cámaras réflex suele ser mejor, solo tienes que ver cualquier listado de cámaras réflex más vendidas para darte cuenta de lo que ofrecen, sobretodo en situaciones en las que la luz escasea, ya que al ser un cuerpo más grande que las cámaras sin espejo o compactas no se calientan tanto y no sufren ruido por temperatura y además permiten que el sensor sea más grande, capturando mucha más información. 

Las réflex se pueden encontrar en formato APS-C de formato medio, en las que las fotos sufrirán un recorte por tener un sensor más pequeño. En cámaras réflex Canon habrá que multiplicar los mm del objetivo por 1,6 y en Nikon por 1,5.

También existen las cámaras full frame o de formato completo, estas cámaras suelen ser más caras que las de aps-c y ofrecen mayor calidad al tener un sensor más grande.

En nikon a las Aps-c se les llama de formato DX y a las cámaras de formato completo réflex FX.

La nomenclatura cambia pero el fin es el mismo.

Todas las cámaras réflex permiten ajustes básicos que será importante conocer para poder manejarlas correctamente y sacar todo su partido.

Estos ajustes son:

-Velocidad de obturación.

-Sensibilidad ISO

-Apertura de diafragma

La velocidad de obturación en todas las cámaras no solo en las réflex, se encarga de abrir y cerrar el obturador a una velocidad determinada. Es decir, la puerta que deja pasar la luz se mantendrá abierta durante el tiempo que indiquemos con la velocidad de obturación.

La sensibilidad ISO está disponible en cada cámara réflex digital y se encarga de hacer el sensor más o menos sensible a la luz, si configuramos una sensibilidad iso de 800 la cámara captará más luz en menos tiempo que si configuramos un iso 100.

La apertura de diafragma se refiere al diámetro del tubo por el que entrará la luz, cuando mayor sea el diámetro del tubo, más luz entrará y cuanto menos pues menos luz entrará cuando se abra el obturador.

La apertura se mide en pasos, un f/2.8 es un diámetro mayor que un f/16. Entrará más luz en una cámara réflex configurada a f/2.8 que una configurada a f/16.

En tus manos está configurar la cámara de una manera u otra para conseguir la fotografía que buscas.

Jugar con estos parámetros se le llama el triángulo de exposición y consiste en conseguir los valores correctos, para una fotografía bien tomada mediante los ajustes básicos de la cámara.

Puedes leer más información aquí.

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: